Imprimir esta página

La abundancia, la prosperidad y la riqueza según la Biblia

La importancia del conocimiento para alcanzar la prosperidad según la biblia La importancia del conocimiento para alcanzar la prosperidad según la biblia

La abundancia, la prosperidad y la riqueza son el fruto de la minimización del error en el largo plazo, es decir cuando actuamos éticamente en un periodo de tiempo prolongado, en términos mas simples "trabajar duro" con inteligencia aplicada. La herejía, es decir la enseñanza del error y la ignorancia son el origen de la cultura de la pobreza. No se puede prosperar en el largo plazo sin ética, ya lo dice el profeta en Oseas 4:6: "Mi pueblo perece por falta de conocimiento"
El sermón de la montaña (Mateo 5, Lucas 6) dado por Jesús nos explica que las bendiciones divinas son para aquellos que eligen la vida bienaventurada, es decir la vida ética. ¿Pero cuando una acción es ética?, ¿Cuando una acción es bienaventurada?, ¿Cuando una acción esta guiada por el espíritu santo?
Dios es la perfección en grado sumo, a Dios corresponden las perfecciones de todas las cosas. Los dones son perfecciones ("sean perfectos como es perfecto el Padre que esta en el cielo", Mateo 5:48). Decir que Dios es perfecto y que los dones son perfecciones es decir que Dios es la fuente del bien y que todos los dones son buenos. Todo lo que es perfecto es en si mismo bueno porque es completo. Es por esto que vivir los dones es vivir éticamente.
Jesús dice "Yo soy el camino, la verdad y la vida", Juan 14:6. Los dones espirituales son camino porque se crece, los dones tienden a la mejora, al aumento, los dones son progresivos, por eso Jesus enseña por Parábolas, para enseñar la progresividad de los dones espirituales. Los dones tienen condición de verdad es decir son lo preciso y lo exacto, no podemos atribuir imperfecciones a Dios y el error es una imperfección, los dones están libres de error. Los dones aumentan la vida, ¿que pasa cuando hay que elegir entre la verdad y la vida?, como por ejemplo en el caso de las mentiras piadosas. Cuando la verdad no es suficiente los dones son vida. Cuando una acción es progresiva, es decir es camino, cuando una acción es lo preciso y lo exacto y cuando la acción aumenta la vida esa acción es ética, es un don espiritual.
La asertividad, la puntería (ser precisos y exactos), junto con un plan de vida progresivo son la semilla de la prosperidad y la acumulación de la riqueza. Necesitamos de buenos planes para prosperar, y no solo eso sino saber el cuando, es decir plazos de tiempo razonables. 
La sabiduría es decir, "la ciencia" en términos del antiguo testamento, nos da reglas para ser asertivos, no podemos ser asertivos sin sabiduría. Jesús nos dice la Parábola del Sembrador (Lucas 8: 4-8) que aquellos que dan fruto, es decir los que prosperan son los que adquieren sabiduría, la retienen y la ponen en práctica con constancia (don de la piedad). La constancia progresiva aplicada a la vida cotidiana hace verdaderos "milagros". En ultima instancia la abundancia, la prosperidad y la riqueza son benciones de la vida bienaventurada, es decir de vivir los dones recibidos.